#offtopic

Ha habido mucho revuelo con la barriga postparto de Cristina Pedroche que, después de 3 semanas, está como si no hubiera estado nunca embarazada.

Se la ha admirado y criticado a partes iguales.

Yo no vengo a criticarla ni admirarla aquí. Me parece genial que ella se haya enfocado en cuidarse, tanto durante el embarazo, como después. Cristina vive de su cuerpo. Es su instrumento principal y por lo tanto debe cuidarlo de esta manera, me parece razonable. Tiene dinero, una buena educación y se rodea de profesionales que la ayudan. ¡Olé ella!

Foto de cristina pedroche con bandas en el abdomen

La mayoría de las madres, en cambio, no tenemos ni el tiempo, ni la energía y muchas ni siquiera la posibilidad de cuidarnos así. 

Trabajos, quehaceres, llevar la casa, otros hijos, cansancio, problemas de salud o simplemente falta de interés o pereza por entrenar a diario pueden ser algunas razones.

Como madre lo sabes bien, ¿verdad?

Las exigencias de la sociedad con respecto a los cuerpos postparto

Creo que en realidad lo malo, no es Cristina con su abdomen plano, que al fin al cabo vive de su cuerpo. El problema es que la sociedad nos exija aspirar a eso: a postpartos sin barriga en vez de aceptar nuestros cuerpos.

Absurdo y totalmente irreal.

El cuerpo tiene un ritmo, en unos meses o años irá volviendo poco a poco a algo parecido a lo que era en la mayoría de los casos.

Respetemos este ritmo. 

Con esto no digo que no haya que cuidarse. Ojalá se hiciera y la Seguridad Social ofreciera recuperaciones de partos realistas y con cuidados necesarios durante los meses después. Sobre todo en lo que al suelo pélvico y las pérdidas se refiere. 

No tener barriga en 3 semanas no es real ni necesario. No tener perdidas los siguientes años SÍ.

El puerperio

Lo que una madre y un bebé necesitan en el puerperio no son vientres planos, son varias semanas de menos actividad y mucho descanso para la lactancia materna, el cuidado y el vínculo, lo demás ya llegará. 

Recuperar un abdomen plano, si es que se recupera algún día,  ya tomará importancia… o no.

Y debería estar bien.

Ni siquiera deberíamos tener que aspirar a vientre plano en ningún momento de nuestra vida (¡vivan las barriguitas!). Cuanto menos en el postparto.

Hay que aceptar que el cuerpo cambia con el embarazo y está bien, de hecho está genial y lo aceptamos (mientras haya salud pélvica, lumbar y no haya diastasis etc.. claro). 

Ritmo y cuerpos reales que dan vida

En mi opinión como madre, yogui, defensora de la aceptación de los diferentes cuerpos y a favor de una crianza más natural y respetuosa con los ritmos, creo que debemos mirar menos el abdomen plano de Pedroche y aceptar más los cuerpos postparto con barriga, estrías, flacidez…

Cuerpos reales que dan vida y cuidan.

Cuerpos de ritmos lentos y naturales.

Como por aquí todo va de ritmo, si quieres respetar y fluir con tus ritmos familiares en todos los sentidos, BeRitmo aquí.

Llanos

PD: Como quiero que entres en BeRitmo, durante Agosto te regalo 3 sesiones grabadas de naturaleza en familia (1.30 aprox cada una) que siempre han tenido muy buena acogida. Temas:

– Vinculando infancia y luna con Gaby de @Khushi_yoga.
– Creatividad para aprender a ser con @laprunapetita.
– Desarrollando la empatía por todos los animales con Marta de @misemilladecambio.

Enlace más arriba 😉


0 comentarios

Deja un comentario